|  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

Prueba Street Triple RS, Triumph rompe las fronteras de la categoría

08 de Junio de 2017

Prueba Street Triple RS, Triumph rompe las fronteras de la categoría

Triumph, la marca que ha apostado desde sus inicios por las street-figther más avanzadas del mercado, va un paso más allá con la nueva gama Street Triple, un modelo que desde su lanzamiento en 2007 ha vendido en todo el mundo 50.000 unidades (27 en Canarias, en 2016). La gran apuesta de Triumph para este 2017, llega totalmente renovada, con nuevo motor, nuevas suspensiones y una estética mucho más agresiva, sin renunciar por ello a su inconfundible personalidad.

 

Triumph Canarias (Gubra) nos invitó a probar la nueva “RS”, la versión más potente de la tercera generación de la Street Triple. Una naked que ha sufrido un salto cualitativo en todos los sentidos; desde el motor derivado de la Daytona 675 -con cilindrada elevada hasta los 765cc-, pasando por la parte ciclo de primera, una electrónica de última generación y una estética tan descarada como agresiva. Todo es nuevo. Todo es mejor.

 

Precio Triumph Street Triple S 2017.- 9.700€ (Incluye Matriculación – No incluye impuesto IVTM)

Precio Triumph Street Triple R 2017.- 11.100€ (Incluye Matriculación – No incluye impuesto IVTM)

Precio Triumph Street Triple RS 2017.- 12.500€ (Incluye Matriculación – No incluye impuesto IVTM)

 

 

Para poder conectar con un mayor número de posibles clientes, la nueva generación Street Triple llega con tres opciones de potencia, características y precios, para adaptarse a las necesidades y el bolsillo de cada usuario. La versión “S”, la inicial, dispone de nada más y nada menos que 113 CV. La “R”, la intermedia, está un escalón por encima con sus 118 CV. Y para los que busquen prestaciones nunca vistas antes en una Street Triple, está la “RS”, la protagonista de nuestra prueba, con 123 CV y todo un arsenal tecnológico de ayuda a la conducción que te permitirá tener bajo control hasta el último de esos caballos.

 

Acelerador electrónico, control de tracción desconectable, nuevo basculante con forma de ala, diferentes modos de conducción,  iluminación de posición tipo led son algunos del los highlights técnicos comunes en todas las versiones de Street Triple 2017. La “R” y la “RS” cuentan además con una sorprendente pantalla TFT de 5 pulgadas a todo color que se controla desde un joystick en la piña izquierda. Exclusivos de la “RS”, además de otros detalles, son los cinco modos de conducción; Road, Rain, Sport, Rider (programable), y Track (solo versión RS), variándose en cada uno de ellos la configuración del ABS y el control de tracción.

 

De esta forma, con tres modelos, a los que se sumarán en verano una versión para usuarios del carnet A2, a 8.900€, y otra con altura reducida para quienes quieran sentirse más cómodos con su tamaño, Triumph expande su oferta en el segmento y lo hace con la garantía de una marca que imprime en cada detalle de sus street-fighter un equilibrio óptimo al que es difícil poner peros y con una imagen más agresiva que la de la mayoría del resto de las marcas de la competencia.

 

 

Realmente la labor de los ingenieros de Triumph tiene que haber sido dura, porque mejorar un producto que ya era extraordinario tiene que ser complicado. Además, hacerlo sin perder sus principales señas de identidad, motor tricilíndrico y doble óptica delantera, que con el paso de los años ha ido afilando su esférica forma inicial, se nos antoja una proeza.

 

Comenzando por la nueva parte ciclo, que ha sido diseñada para erigirse en la naked media más efectiva del mercado, la nueva “RS” dispone de una configuración de máximo nivel; desde el chasis de fundición de aluminio y el nuevo basculante, también de aluminio, con forma de “ala” para aumentar la estabilidad en alta velocidad y mejorar su rendimiento en el paso por curva. O repasando sus eficientes suspensiones compuestas por una horquilla invertida Showa BPF de 41 mm diámetro y 115 de recorrido totalmente regulable, delante, y un amortiguador Öhlins STX40 con depósito independiente e igualmente regulable en su totalidad, detrás.

 

Las pinzas radiales monobloque M50 de cuatro pistones firmadas por Brembo son las protagonistas de un sistema de frenado al que no le falta una avanzada bomba de freno, regulable en tres caudales, un par de discos flotantes de 310mm en la parte delantera y un “compact disc” de 220mm, mordido por pinza Brembo, detrás. Las llantas de aleación, de cinco palos y 17 pulgadas acogen neumáticos Pirelli Diablo Supercorsa SP (120/70-17 y 180/55-17), que pegan como lapas la Street Triple al asfalto.

 

 

Y si hablamos de su motor, “el futuro corazón de la categoría Moto2 del Mundial de MotoGP”, 80 piezas internas son nuevas en el propulsor de la nueva Street Triple 2017. Un motor tricilíndrico de 765cc que ha sido elegido por sus excepcionales cualidades para adaptarse a las exigentes condiciones y rendimiento de la más alta competición. La versión “de calle”, que es el de nuestra Street Triple “RS” de prueba, desarrolla 123 CV a 11.700 rpm y 77 Nm de par motor a 10.800 rpm. Entre los nuevos componentes respecto a la anterior generación de motores, cabe destacar el nuevo cigüeñal, pistones, bielas y árbol de equilibrado, cilindros de Nikasil y una caja de cambios rediseñada, con las dos primeras relacionas más cortas.

 

Los cambios en el nuevo motor no se limitan sólo al interior. El escape, con embellecedor metálico en las versiones “R” y “RS”, y la caja de admisión han sido modificados para que tengan menos restricciones al paso de los gases. También se han aligerado en cerca de dos kilos. El resultado es un rugido igual de característico que en versiones anteriores pero más profundo y radical, casi electrizante, que hace que se te pongan los pelos de punta. El embrague anti rebote asistido también es nuevo, y el asistente al cambio rápido quick sift para subir de marchas, es de serie en la versión “RS”.

 

Y hablando del motor de la "RS", estas son las declaraciones que, tras probarlo a fondo, ha hecho Julián Simón, Campeón del Mundo de 125cc en 2009, Subcampeón de Moto2 en 2010 y experimentado piloto probador de Moto2: “El motor se siente muy fuerte y, en particular, el rango medio de revoluciones es realmente impresionante. La respuesta de la rueda trasera al puño de gas es muy directa y controlable. La sensación general es muy buena y el motor de serie ya muestra un gran potencial.”

 

 

El panel de instrumentos es uno de los puntos más destacables de esta nueva Street Triple “RS”, que también va de serie en la “R”. Se trata de una impresionante pantalla TFT de 5 pulgadas y a todo color. El aspecto y la forma en la que muestra la información varían con cada modo de conducción, y además de los estilos preasignados, hay más opciones personalizables en cada modo, incluso un cronómetro para que conozcas tus tiempos cuando te decidas a entrar con ella al circuito. La iluminación de la pantalla es adaptativa a la intensidad de la luz en cada momento. La información que ofrece de forma muy legible, siempre adaptada a tu gusto, permite navegar entre los parámetros de forma sencilla e intuitiva, con el pulgar de la mano izquierda

 

 

Subidos por primera vez a la “RS” todo en ella, a pesar de ser nuevo, es familiar. La posición de conducción es cómoda gracias a un manillar que no te obliga a contorsionarte y que te ofrece un control absoluto de la dirección. Las estriberas, se encuentran algo más elevadas de lo habitual pero para nada resultan incómodas. Sorprende además ver los espejos en esa posición en los extremos del manillar, un lugar con una visión hacia atrás mejorable, aunque vibran menos de lo esperado, al menos en circunstancias normales.

 

El tacto del acelerador es exquisito, también para rodar al ritmo del lento latido de la ciudad. Las aceleraciones son fulgurantes y la curva de par motor parece no tener puntos de inflexión. Siempre más y más. Inagotable. Los modos “Urban” y “Rain” están ahí, para cuando sean necesarios pero imagino, aunque igual me equivoco, que nadie se compra una moto de 123 CV para llevarla capada. El modo estándar, al “Sport” nos referimos, es lo suficientemente dosificable y cuenta con capacidad de asistencia para que cualquiera que tenga cabeza disfrute de todo el empuje con confianza y seguridad.

 

En cuanto abandonamos las calles y ponemos rumbo a nuestras carreteras favoritas de las medianías y el sur de Gran Canaria, el sonido cambia, las sensaciones se despiertan y hasta el clima mejora. A las primeras de cambio, la “RS” destaca por su explosiva patada a la salida de cada curva. El chasis, las suspensiones y los pegajosos Pirelli se encargan de embridar toda la caballería en el fulgurante paso por las curvas. Sin tener que hacer una conducción radical que llegue a estresarte, puedes mantener un ritmo similar al que te permitiría una moto de segmento superior.

 

 

Según fábrica, el nuevo basculante trasero es el responsable de la extraordinaria estabilidad de la Street Triple incluso a alta velocidad. En nuestro recorrido por tramos de Fataga, Mogán, Temisas o Santa Lucía la “RS” parecía moverse sobre raíles, incluso en aceleraciones con el control de tracción al mínimo y aún inclinados al salir de la curva… Ni el más mínimo asomo de flaneo o derrapada. ¡Impresionante y adictiva! Al igual que el potente equipo de frenos, con el ajuste de la bomba de serie, podías apurar la frenada hasta el mismo vórtice de la curva. Te permite dejarla morir en esas paellas de 180 grados y deleitarte con la fulgurante aceleración que te conduce vertiginosamente hasta la siguiente apurada de frenada.

 

La combinación de quick sift -lástima que sólo funcione para subir cambios- con una curva de potencia con la que seguro que has soñado alguna vez –con una cifra de par motor desconocido en esta categoría-, y un peso de sólo 166 kilos (en seco), permite darte el capricho de realizar las aceleraciones de tu vida. Pocas motos, y en el caso de haberlas, serán de un segmento superior, te permitirán tal aceleración y un paso por curva similar. Si no te lo crees, te invitamos a entrar en el Circuito de Maspalomas para comprobarlo… El embrague anti rebote permite un accionamiento más suave y sobre todo te ahorra esfuerzo en las reducciones.

 

La nueva Triumph Street Triple “RS” parece haber sido creada para las características de Canarias, con interminables tramos de curvas sin tregua para el piloto. Una moto con la que disfrutas en cualquier circunstancia, pero sobre todo en curvas; en ese territorio sus prestaciones están a la altura de las mejores deportivas del mercado. Ligera, potente, precisa, intuitiva y dosificable; ah, y además, con una postura lógica que no te obligará a adoptar posiciones impúdicas a ciertas edades. Sus ayudas electrónicas, tan discretas como efectivas, te permiten afrontar los tramos rápidos con confianza y, lo más importante, con un margen de seguridad superior al que tendías con otros modelos.

 

 

Triumph lo ha conseguido. La “RS” es la mejor de su especie. Sin duda alguna, esta tercera generación de la Street Triple ha roto los límites de la categoría y aspira a competir con motos de un segmento superior. Es más ágil y requiere menos exigencias para obtener resultados similares, aún en manos de usuarios que no aspiran a rivalizar con quienes tienen claras aspiraciones deportivas. La “RS” nos ha sorprendido. Es espectacular en todos los sentidos y desborda las previsiones de quien no espera en una moto “naked media” las prestaciones de una moto de un segmento superior.

 

La Street Triple RS es sin duda la rival más efectiva y explosiva de la categoría. Por diseño, motor, tecnología y facilidad de conducción, la nueva Triumph es la inglesa con la que tanto tiempo llevabas soñando… ¿Quieres probarla?

 

Unidad de prueba cedida por Triumph Canarias (Gubra), concesionario oficial Triumph en Canarias

 

Equipamiento utilizado por el piloto en la prueba: Casco Shark Speed-R Réplica Sykes, guantes Alpinestars GP Air y mono Alpinestars Challenger-V2.

 

Prueba realizada por el equipo de Canariasenmoto

Empresas Relacionadas
 
Te recomendamos
 

PUBLICIDAD
MOTO OCASIÓN Yamaha Tracer 900 GT - 11490 €

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS