|  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

Prueba Ducati Multistrada V4 S, corazón deportivo y alma viajera

17 de Marzo de 2021

Prueba Ducati Multistrada V4 S, corazón deportivo y alma viajera
Ducati Multistrada V4 S Full Red
Highlights: Cilindrada 1.158 cc | Peso 218 kg | Potencia 170 CV | Asiento 840 mm | Carnet A | Precio 26.390 €

La cuarta generación de la Multistrada de Ducati incorpora el nuevo motor V4 Granturismo de 170 CV, con la peculiaridad de que este nuevo propulsor olvida la distribución desmodrómica. La marca de Borgo Panigale insiste en la fórmula que combina un motor de alto rendimiento para propulsar un concepto de moto que aúna rendimiento, confort y versatilidad, adaptable a todo tipo de usuarios.

 

En una nueva vuelta de tuerca, Ducati ha perfeccionado un producto que siempre ha sido objeto de deseo de los amantes de las motos touring/adventure gracias a un motor con mejor respuesta en todo el rango de revoluciones, con mayor intervalo entre revisiones, nuevo chasis perimetral, nueva carrocería, un paquete electrónico renovado y nuevo sistema de radar delantero y trasero que mejora sustancialmente la seguridad de la conducción.

 

Precio Ducati Multistrada V4 S Full Red.- 26.390 euros

Tienes una Multistrada V4 en Ducati Canarias desde 19.830 euros

 

 

Gracias a la progresividad del V4, dominar todas las carreteras nunca ha sido tan fácil

 

Desde la primera versión, una ineludible premisa en la gama Multistrada de Ducati ha sido la capacidad de ofrecer una gran versatilidad. De hecho, nació con la intención de ser una motocicleta deportiva aunque cómoda para cualquier usuario gracias a su extraordinaria adaptabilidad. Una moto capaz de afrontar cualquier estado de firme, tanto carretera como fuera de ella, con seguridad y solidez. El éxito de la fórmula ha servido para que el fabricante boloñés haya producido más de 110.000 unidades para todo el mundo, desde su estreno en 2003.

 

 

El diseño de la Multistrada V4 rezuma elegancia, como mandan los cánones de la firma italiana

 

Los diseñadores han conseguido unas formas sólidas, robustas y compactas. Se ha hecho un trabajo excelente en  las proporciones y compacidad de la carrocería, sin salirse de su distancia entre ejes para favorecer la combinación perfecta dinamismo y funcionalidad. Desde cualquier ángulo se vislumbran unas líneas musculosas que integran el depósito de 22 litros y una aligerada parte trasera que deja a la vista algunos elementos, como el subchasis, el basculante y el escape, y permite una óptima posición de conducción incluso cuando se conduce de pie en tramos off-road. El estudio de los flujos aerodinámicos y sus características branquias tienen como objetivo garantizar el máximo confort posible para el piloto, aliviando además con eficacia el calor que emana del potente V4. En Ducati han encontrado soluciones muy atractivas, como el hueco con toma USB sobre el depósito para guardar y recargar el teléfono móvil.

 

 

Ducati ha querido que la Multistrada V4 sea la mejor Multistrada “cuatro en uno” de la historia

 

La cuarta generación de la Multistrada es una moto de mayor rendimiento, pero aún más fácil de conducir. Más robusta y a la vez más ligera. Más versátil y cómoda, pero efectiva para todos los estilos de conducción. La dinámica “Sport” de la MTS V4 se ve reflejada en una moto ligera y compacta que cuenta con 170 CV de extraordinario empuje. Además cuenta con una IMU derivada de las motos de MotoGP que combina perfectamente con un chasis efectivo, suspensiones electrónicas -en nuestra unidad S Full Red-, frenos a la altura del conjunto y una deliciosa caja de cambios con un selector quickshifter que va de lujo.

 

 

Los intervalos de mantenimiento se han extendido hasta los 60.000 kilómetros

 

Su faceta “Touring” se manifiesta con un confort de conducción comparable al de las grandes GT y un paquete electrónico que incluye cualquier ayuda que el usuario imagine, e incluso una que hasta ahora era inimaginable;  el sistema de radar envolvente (la primera motocicleta del mundo que cuenta con ello tanto delante como detrás). Control de crucero, asientos calefactables, maletas laterales, o una gran pantalla TFT de 5" (de 6`5" en el modelo S), que es el corazón multimedia de la MTS V4 y en la que se reflejan todos los parámetros de la moto, además de los mapas del navegador. La V4 permite arrancar sin llave, así como abrir el depósito de combustible.

 

 

El arco de las piernas es estrecho y nos deja una accesibilidad relativamente buena

 

En ciudad, la Multistrada puede presumir, o seguir presumiendo, de ser la “maxitrail” que mejor se adapta a los usuarios de menor talla. Con el asiento normal 840/860mm en la posición baja, un usuario que no llegue al 1,70 se siente cómodo y seguro en cualquier maniobra, pero existen otras dos opciones; uno aún más rebajado 810mm y otro sobre elevado 875mm. En Ducati tampoco se han olvidado de las esporádicas salidas al campo con una llanta delantera de 19 pulgadas que mejora sensiblemente las capacidades off-road de la V4. Las suspensiones electrónicas, la entrega suavizada y unas relaciones de cambio “cortitas” contribuyen al buen “feeling” que se puede tener por lo marrón con una moto que no le hace ascos a esas pistas que te separan del horizonte.

 

 

El corazón de la Multistrada V4 proporciona 170 CV extremadamente “perfectos”

 

El ligero V4 Granturismo de tan solo 67 kilos ofrece hasta 170 CV de potencia, pero su mejor cualidad es que llegan con una suavidad excepcional y fluida desde bajas revoluciones, con mucho empuje a medio régimen y excitante a altas revoluciones. Un motor casi perfecto que cubica 1.158cc y que llega a su cifra máxima de potencia a 10.500 rpm, con un par motor máximo de 125 Nm a 8.750 rpm. La economía de mantenimiento se ha visto reducida gracias a un programa de revisiones nunca antes visto en un modelo de la marca; cambio de aceite cada 15.000 km y comprobación del juego de válvulas, y su eventual ajuste, cada 60.000 km.

 

 

La nueva plataforma de medición inercial IMU presenta grandes mejoras en el ámbito electrónico

 

En su día, la Multistrada revolucionó el mercado de la moto gracias a una polivalencia que la hacía “inclasificable” en los habituales segmentos. Todo ello gracias a una electrónica que la hacía descaradamente adaptable, mejorando la seguridad y el rendimiento. La plataforma inercial (IMU) gestiona el funcionamiento del ABS Cornering, Ducati Wheelie Control (DWC), Ducati Traction Control (DTC  en versión “cornering”)  y las Cornering Lights (DCL), de serie en la V4 S. También equipa de serie el Vehicle Hold Control (VHC), que hace más fácil arrancar en pendiente y el sistema de control semi-activo Ducati Skyhook Suspension (DSS) con función de Autonivelación.

 

 

La Multistrada V4 es la primera moto del mundo con sistema de radar delantero y trasero

 

La Multi V4 introduce una novedad absoluta en el mundo de las motocicletas: el revolucionario sistema de rádar delantero y trasero, que permite el uso del Adaptive Cruise Control (ACC) y el Blind Spot Detection (BSD). Los rádares son sistemas auxiliares avanzados que Ducati ha desarrollado junto con un socio tecnológico de alto nivel como Bosch y que pueden ayudar y hacer que la conducción sea más cómoda y segura gracias a la detección de la presencia de vehículos cercanos, ya sea en el ángulo muerto indicando al usuario su presencia mediante un avisador luminoso, vehículos que se acercan por detrás a gran velocidad, o por el contrario vehículos que se encuentren delante a los que nos acercamos a demasiada velocidad.

 

 

La Multistrada V4 es intuitiva y efectiva en las curvas como una auténtica sport

 

La Multistrada V4 dice adiós al chasis multitubular y monta un bastidor monocasco de aluminio, llanta delantera de 19 pulgadas y basculante de doble brazo, capaz de adoptar llantas de radios. Cuenta con una distancia entre ejes contenida (1,567 mm) y un peso de 218 kg en seco (243 kg en orden de marcha). En cuanto al resto de componentes, cuenta con suspensiones electrónicas (V4 S) con sistema Skyhook que incorpora la función de autonivelación. Esto supone que la moto reconoce de manera automática la carga de la moto y ajusta las suspensiones de manera autónoma. La horquilla invertida delantera de 50 mm de diámetro viene firmada por Marzocchi, al igual que el monoamortiguador que une directamente el basculante con el chasis. Los frenos de la Multistrada V4 S cuentan con un doble disco delantero de 330 mm y pinza radial Brembo Stylema. En las ruedas encontramos neumáticos Pirelli Scorpion Trail II en medidas 120/70-19 para la rueda delantera y 170/60-17 para la rueda trasera.

 

 

En líneas generales, hay rasgos comunes con respecto a la generación saliente

 

Una vez descrita la nueva Multistrada V4 tocaba subir la cremallera de la chaqueta, abrocharnos el casco y ajustarnos los guantes para salir a rodar y sentir la patada del nuevo V4 Granturismo. Aún siendo reconocible como una “Multistrada” la nueva V4 es diferente; más compacta, musculosa y estilizada en la parte trasera. La familia Multistrada siempre se ha caracterizado por ofrecer un diseño un frontal con mucha personalidad en el que ahora se incrustan las luces de LED, con iluminación diurna DRL y luces de asistencia cuneteras incluidas. Todo es nuevo, desde el motor sin distribución desmodrómica al chasis de aluminio, sin olvidarnos de la nueva combinación 19/17 pulgadas en las ruedas o el nuevo paquete electrónico. Y a pesar de todas las novedades, la V4 sigue ofreciendo las sensaciones de una auténtica Multistrada; eso sí, la mejor de todas las que hemos probado.

 

 

Un motor que en cualquier circunstancia es un placer para los sentidos

 

Los 170 CV de la nueva V4 no asustan, de hecho sorprende la dulce progresividad con la que llegan. El motor derivado de MotoGP es mucho más enérgico que en el la anterior V2, e incluso tiene una patada más impresionante desde abajo, pero al gas es más dosificable. Puedes disfrutar de su empuje de forma relajada o atrevida, tu decides, pero sorprende la capacidad de adaptación del V4. Un motor sobresaliente con un empuje brutal cuando giras sin contemplaciones el acelerador y acelera de manera frenética, o dulce cuando las circunstancias lo requieren y quieres salir a golpe de gas sobre una rampa deslizante. Los ingenieros de Ducati han jugado con las relaciones de cambios, acortando la primera marcha y alargando la sexta, de manera que las maniobras se realicen con comodidad y se obtengo un ritmo fluido en autopista. Para hacer más llevadero el suplicio del tráfico urbano, se desconectan los dos cilindros posteriores en los semáforos y así minimizar el calor que emana del motor, además de reducirse el consumo.

 

 

La Multistrada V4 es el mejor ejemplo de la nueva generación de motos, más fáciles y seguras

 

Los modos de conducción varían sensiblemente el carácter del motor. Disponemos al gas desde los 115 CV en los modos “Enduro” y “Urban”, a los 170 CV del “Touring” y “Sport”, en los que las diferencias se centran en la respuesta del acelerador y el calibrado de las suspensiones semiactivas electrónicamente variables, entre otras variaciones como la respuesta del ABS, la frenada combinada, el control anticaballito o el control de tracción, todos ellos con funcionalidad con la moto inclinada. La IMU de la V4 gobierna todos los parámetros. El desarrollo integral de la moto teniendo en cuenta que todo se va a vertebrar en torno a este cerebro electrónico permite una mayor eficacia en la adaptación a los preajustes establecidos en cada modo de conducción.

 

 

El V4 ha ganado en rotundidad a cualquier régimen, a cambio de perder algo de carácter

 

El motor es “lo mejor” que encontrarás en la marca para una moto de este estilo. Ducati ha conseguido un propulsor que funciona redondo a cualquier régimen. Tiene una gama de medios contundente y una zona alta a partir de 7.000 revoluciones digna de una moto deportiva, desplegando sus 170 CV y 125 Nm de par motor sin despeinarse. Pero también es prodigioso en bajas, consiguiendo salir sin “toses” desde apenas 1.500 rpm demostrando una elasticidad inédita en la marca. Además, respecto a la anterior V2, el “cuatro cilindros” te permite una conducción más fluida sin los trompicones típicos del bicilíndrico cuando abres gas a mitad de la curva buscando la salida. Pese a su innegable contundencia, es tan dosificable que quizá los “ultraortodoxos” echarán en falta algo más de carácter.

 

 

La nueva V4 no es tan deportiva pero es igual de satisfactoria y puede llegar a más público

 

El chasis monocasco de aluminio, que viene acompañado de un basculante de doble brazo de impecable ejecución, ofrece al usuario un comportamiento ágil y divertido en las habituales carreteras reviradas de las islas. El diseño y emplazamiento del motor, 85 mm más corto y 95 mm más bajo que el anterior bicilíndrico, han permitido ponerlo más bajo para bajar el centro de gravedad sin perder altura libre al suelo, consiguiendo una mejora en el comportamiento dinámico. Según Ducati, se ha hecho un gran trabajo para que la aerodinámica, trabajada en el túnel del viento, minimice el ruido que llega al oído del piloto y el acompañante; un detalle que se percibe a alta velocidad pero que, a cambio, hace más nítida la rumorosidad mecánica del motor y la transmisión.

 

 

Disponemos de una pantalla de regulación manual extremadamente fácil de utilizar

 

En nuestra V4 S contamos con un equipo de frenos de primera; discos delanteros de 330 mm con pinzas radiales Brembo Stylema de cuatro pistones y bomba de freno radial, que garantizan una frenada excepcional en cualquier situación. El tacto es contundente y preciso, acorde a las exigencias de una moto con 170 CV y casi 250 kilos en orden de marcha. Cuando apuras a saco, agradeces el sistema de frenada combinada que te ayuda a meter en vereda a una zaga que, a pesar de contar con unas maletas traseras con anclajes flotantes para evitar movimientos, es sensible a las grandes inercias. Gracias al trabajo desarrollado entre Ducati y Marzocchi, el largo recorrido de las suspensiones, con barras de 50 mm de diámetro y 170 mm de recorrido y el sistema trasero tipo cantilever con 180 mm de recorrido, en ambos casos con regulación electrónica, la fidelidad con la que la Multistrada V4 copia la carretera resulta ejemplar. Su funcionamiento es tan sólido como confortable, sorprendiendo lo bien que la electrónica adapta su actuación dependiendo del modo de conducción seleccionado.

 

 

Ducati Canarias ofrece diferentes configuraciones y paquetes de equipamiento para la V4

 

Otro de los elementos destacables de la Multistrada V4 es su pantalla TFT a color de nueva factura y con menús simplificados que se controlan desde ambas piñas con unas botoneras totalmente nuevas. Cuenta además con un recubrimiento de cristal mineral para evitar arañazos y es regulable en inclinación. Ofrece una visualización perfecta. Su funcionamiento es sencillo y los pictogramas simplifican bastante el trabajo. Tuvimos oportunidad de probar la conectividad por Bluetooth con el móvil a través del joystick de la piña izquierda, desde donde se puede acceder entre otras funciones al navegador que, mediante la App Sygic, se puede mostrar la navegación GPS en la pantalla TFT.

 

 

La forma en la que Ducati ha replicado la tecnología del radar a las dos ruedas, raya la perfección

 

No era fácil trasladar a la moto la tecnología del radar del mundo automovilístico, pero Ducati lo ha conseguido de manera ejemplar. Cuando utilizamos el “Control de Crucero Adaptativo”, la velocidad se regula en función del tráfico, manteniendo la distancia de seguridad y pudiendo frenar la moto en un rango entre 160 y 30 km/h. Cuando estamos siguiendo a otro vehículo y pulsamos el intermitente comienza a acelerar. Una ayuda a la conducción que requiere adaptación pero que supone un plus de seguridad, sobre todo si utilizas a menudo la autopista. Más práctico nos parece el segundo radar, el trasero  situado en el colín y que nos alerta si un vehículo circula por nuestro ángulo muerto. El aviso luminoso se muestra mediante indicadores led de color amarillo auto situados en los retrovisores. Una herramienta muy útil para nuestra seguridad, a la que es muy fácil acostumbrarse.

 

 

Esta nueva Multistrada V4 marca un punto de inflexión en la marca de Borgo Panigale. 

 

Lo que nos ofrece la nueva Multistrada V4 está al alcance de muy pocos, por no decir ningún modelo aventurero del mercado. Desde el nivel de acabados a las soluciones tecnológicas que incorpora, sin olvidarnos del poderoso motor V4 con tecnología de MotoGP o de un apartado ciclo que roza la excelencia, todo lo que aporta la V4 supone una nueva dimensión y el precio está en concordancia.

 

La Multistrada V4 ha renunciado al chasis multitubular, a la distribución variable y al equilibrio de los neumáticos de 17 pulgadas en ambos ejes, y sin embargo sigue fiel al pasional carácter de la marca gracias a un motor V4 inédito y a una parte ciclo que la convierten en la mejor Multistrada de la historia, y lo que es más importante, en la más fácil y segura de conducir.

 

La V4 está disponible con la 4Ever Multistrada, una garantía de cuatro años con kilometraje ilimitado 

 

Unidad de prueba cedida por Ducati Canarias

 

Prueba realizada por el equipo de Canariasenmoto

Empresas Relacionadas

Galería de fotos42 fotos

 
Te recomendamos
 

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
MOTO OCASIÓN BMW C 650 GT - 7999 €

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS