|  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

¿Pasar la ITV garantiza la seguridad dinámica de tu moto?

31 de Marzo de 2024

¿Pasar la ITV garantiza la seguridad dinámica de tu moto?

La Inspección Técnica de Vehículos (ITV) es un procedimiento fundamental para garantizar la seguridad en las carreteras y proteger el medio ambiente al asegurar que los vehículos cumplen con los estándares mínimos requeridos. En el caso de las motocicletas, este proceso adquiere una relevancia aún mayor debido a las particularidades de su funcionamiento y su exposición a riesgos en la vía pública.

 

Según datos proporcionados por la Dirección General de Tráfico (DGT), la implementación de la ITV en motocicletas ha demostrado reducir significativamente el riesgo de accidentes en carretera. Países como Alemania y España, que ya han integrado este procedimiento de inspección, han experimentado una disminución notable en la siniestralidad vial: hasta 16 veces menos en Alemania y 17 veces menos en España. Estas cifras son un testimonio elocuente del impacto positivo que puede tener la ITV en la seguridad de las motocicletas y, por ende, en la protección de la vida de los conductores y de quienes comparten la carretera con ellos.

 

En el contexto español, la ITV para motocicletas se estableció como obligatoria en 1980, mientras que para los ciclomotores se implementó en 2006. Desde entonces, los propietarios de estos vehículos están obligados a someterse a inspecciones técnicas periódicas para garantizar que cumplen con los estándares de seguridad y emisión de contaminantes. Las motocicletas deben presentarse a la ITV por primera vez a los cuatro años desde su matriculación y, posteriormente, cada dos años durante toda su vida útil. En el caso de los ciclomotores, el primer examen se realiza a los tres años desde su matriculación y luego se repite cada dos años.

 

A pesar de la obligatoriedad de estas inspecciones regulares, lamentablemente, existe una alta tasa de incumplimiento por parte de los propietarios de motocicletas y ciclomotores. Este hecho es preocupante, especialmente si consideramos el aumento alarmante de la siniestralidad vial en los últimos años. Según datos de 2023, se registró un incremento del 19% en los accidentes fatales que involucraron a motoristas, con un total de 286 fallecidos, marcando así la cifra más alta en una década.

 

Este aumento en la siniestralidad podría estar directamente relacionado con el incumplimiento en la realización de las inspecciones técnicas. Las ITV no solo verifican aspectos estáticos del vehículo, sino que también evalúan su seguridad dinámica, es decir, cómo se comporta en movimiento. Se examinan elementos vitales como los frenos, la suspensión, los neumáticos y otros sistemas cruciales para la estabilidad y control del vehículo en carretera. La falta de mantenimiento y la presencia de fallos en estos componentes pueden aumentar significativamente el riesgo de accidentes.

 

En resumen, pasar la ITV no solo es un requisito legal, sino que también es una medida vital para garantizar la seguridad dinámica de las motocicletas y ciclomotores. Su cumplimiento contribuye no solo a la protección del conductor y los ocupantes del vehículo, sino también a la seguridad de todos los usuarios de la vía pública. Por lo tanto, es imperativo que los propietarios de estos vehículos cumplan con sus responsabilidades y se sometan a las inspecciones técnicas periódicas para contribuir a la reducción de la siniestralidad y preservar vidas en las carreteras.

 
Te recomendamos
 

MOTO OCASIÓN Ducati Scrambler Sport Pro - 9990 €
PUBLICIDAD

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS