|  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

La Triumph Infor Rocket, lista para batir el récord del mundo

17 de Septiembre de 2016

La Triumph Infor Rocket, lista para batir el récord del mundo

La streamliner Triumph Infor Rocket se propone batir el record de velocidad en moto de 376.8 mph (605.697 km/h) esta semana en el legendario desierto de Bonneville, Utah.

 

Tras las exitosas sesiones de test que tuvieron lugar en Agosto, Guy Martin regresa a las salinas de Bonneville entre el 15 y el 17 de Septiembre para volver a ponerse a los mandos de la Triumph Infor Rocket e intentar recuperar para Triumph el título de “La motocicleta más rápida del mundo”.

 

 

HACIENDO HISTORIA… EL DESARROLLO DE UNA ROMPE-RÉCORDS

Tras más de 20.000 horas de mano de obra y cuatro años de labor de desarrollo por parte de Matt Markstaller y su equipo, la Triumph Infor Rocket ha saltado a la sal del desierto de Bonneville para su inminente ataque al récord del mundo de velocidad en moto. Lo que comenzó con una inocente conversación en el túnel de viento se ha convertido en una máquina que pretende romper la barrera de las 400 mph (643.738 km/h)

 

 

QUÉ HEMOS ESTADO HACIENDO ESTE TIEMPO LEJOS DE LAS SALINAS

Durante las últimas semanas, tras las exitosas sesiones de test en Bonneville a comienzos de agosto, el equipo ha seguido preparando su ataque al récord de velocidad. Guy Martin se puso a los mandos de la Triumph Infor Rocket por primera vez y a lo largo de una semana de pruebas fue alcanzando todos los objetivos que Mark Markstaller iba fijando con el suficiente nivel de control y seguridad, hasta alcanzar las 274,2 mph (441,3 km/h) y batir el propio récord de la marca, convirtiendo a la Triumph Infor Rocket en la Triumph más rápida de todos los tiempos.

 

Contentos con el trabajo realizado, todo el equipo regresó a su base, en Oregón, para continuar con los preparativos. Aunque la streamliner apenas había rodado unas 20 millas durante la semana de tests en las salinas de Bonneville, lo primero era limpiar a fondo la moto. Esta tarea llevó al equipo una semana, ya que es preciso eliminar cualquier mínimo resto de sal de todos los componentes.

 

Con la moto libre de sal, lo siguiente fue desmontar la mayoría de los componentes de la moto para una inspección a fondo, incluidos los motores, que se sometieron a diversas revisiones visuales y mecánicas. La revisión de los motores no sólo incluyó el cambio de aceite y filtros, sino también una intensiva revisión en busca de cualquier mínima señal de algún punto de estrés en los materiales.

 

 

Una vez revisados, ambos motores se enviaron al banco de potencia para llevar a cabo diversas simulaciones y volver a chequear las prestaciones de cada uno por separado hasta comprobar que todo era correcto.

 

A la vez que los motores pasaban por el banco de potencia, el resto del equipo inspeccionó todos los componentes de la suspensión y la transmisión de la streamliner, buscando tanto posibles puntos de estrés de los materiales como revisando y lubricando correctamente cada pieza antes de volver a montarla.

 

Durante este tiempo en la sede del equipo en Portland también se han reemplazado los neumáticos específicos para alta velocidad de Goodyear. Aunque este proceso puede parecer sencillo en una moto de calle, en una streamliner implica quitar 200 tornillos antes de poder sacar la llanta para cambiar el neumático y, por supuesto, la labor de equilibrado es crucial y la realiza un único especialista en todo EE.UU.

 

Una semana antes de regresar a Bonneville, la Triumph Infor Rocket se volvió a cargar en el tráiler del equipo para realizar un viaje de 16 horas por carretera hasta llegar a las salinas.

 

 

 

TRIUMPH INFOR ROCKET

Triumph ostentó el título de “la motocicleta más rápida del mundo” entre 1955 y 1970, con una breve excepción de 33 días. Las streamliners de Triumph que fueron batiendo sucesivos récords de velocidad fueron la Devil’s Arrow, la Texas Cee-gar y la Gyronaut X1. Ésta última alcanzó las 245.60 mph (395.28 km/h) y el récord a día de hoy está en las 376.363 mph (605.697 km/h).

 

Ahora, Triumph se ha aliado con Matt Markstaller y Bob Carpenter para liderar un equipo capaz de recuperar el recuperar para Triumph Motorcycles su hueco en los libros de historia de los récords de velocidad. Todo el staff es importante, pero los integrantes clave del equipo son Markstaller como ingeniero de aerodinámica, Carpenter como desarrollador de motores de altas prestaciones, y a los mandos del Triumph Infor Rocket, el piloto de Road Races tan emblemáticas como el TT de la Isla de Man y poseedor de diversos récords de velocidad, Guy Martin. Este equipo “multi-nacional” ya se encuentra Bonneville (Utah) para tratar de superar las 400 mph (643.738 km/h) sobre una superficie de más de 60.000 m2 de salinas.

 

El Triumph Infor Rocket destaca por su construcción con un carenado monocasco de Kevlar y fibra de carbono y cuenta con dos motores de Triumph Rocket III turbo-alimentados que generan más de 1.000 CV de potencia. Con 7,8 metros de largo, 0,6 m de ancho y 0,9 m de alto, es un auténtico cohete sobre dos ruedas alimentado con metanol que compite por el récord en la Categoría C de motocicletas streamliner.

 

 

LA TRIUMPH INFOR ROCKET YA ES LA TRIUMPH MÁS RÁPIDA DE TODOS LOS TIEMPOS

El 8 de agosto de 2016, poco después de la 8:30 AM, el piloto británico Guy Martin ha convertido a la streamliner Triumph Infor Rocket en la Triumph más rápida de todos los tiempos al alcanzar las 274,2 mph (441,3 km/h) en las salinas de Bonneville, superando el anterior récord de 245,6 mph que logró Bob Leppan con la Gyronaut X-1 en 1966.

 

El equipo liderado por Matt Markstaller lleva una semana en las salinas de Bonneville haciendo tests; primero adaptando los mandos a la complexión y necesidades de Guy, y posteriormente haciendo las primeras pruebas dinámicas de estabilidad y rendimiento.

 

Este primer récord es una buena muestra de que la confianza de Guy a los mandos de la Triumph Infor Rocket va en aumento cada día y el reto de recuperar el récord del mundo de velocidad sobre dos ruedas se encuentra un paso más cerca. Cada vez que Guy se ha subido a la streamliner ha sido capaz de alcanzar los objetivos que Markstaller iba fijando con el suficiente nivel de control y seguridad; y aún queda al menos una segunda fase de pruebas.

 

Cuando el equipo confirmó a Guy que había batido el récord de la marca, el piloto declaró que “es bueno avanzar en la dirección correcta, pero es sólo el primer paso para el reto que nos ha traído a todos aquí”.

 

 

HISTORIA

Entre 1955 y 1970 siempre hubo un streamliner con motor Triumph ostentando el récord del mundo de velocidad.

 

La leyenda comenzó en 1954 en el concesionario Triumph de Dallas que regentaba Pete Dalio, que a día de hoy sigue abierto bajo el nombre de “Big 'D' Cycles”. Un sábado por la mañana, poco después de cerrar, el legendario mecánico Jack Wilson asaltó a su jefe diciéndole “Pete, Stormy Mangham y yo hemos estado hablando sobre el récord de 180 mph (289,682 km/h) que Wilhelm Herz ha logrado con el equipo NSU”.

 

Aquella breve conversación desencadenó una serie de acontecimientos que cambiaron el rumbo de la historia del motociclismo.

Empresas Relacionadas
 
Te recomendamos
 

PUBLICIDAD
MOTO OCASIÓN BMW R 100 R - 6500 €

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS