Utilizamos cookies para realizar un análisis de uso y mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, entendemos que usted acepta la política de cookies
Política de cookies +
        |  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

Te explicamos como pasar la ITV con un escape distinto al original

17 de Febrero de 2017

Te explicamos como pasar la ITV con un escape distinto al original

La decisión de sustituir el escape original de nuestra moto o scooter por otro de una marca auxilar puede, por no decir, suele, acarrearnos algún problema a la hora de pasar la ITV.

 

Para ayudarte a superar "la prueba" a la pimera, te damos algunos consejos.

 

Lo primero es tener claro que debemos optar por cualquiera de las opciones disponibles en el mercado de la industria auxiliar que cumpla con los parámetros exigidos por la Ley y que no vaya a ocasionar problemas a la hora de pasar futuras Inspecciones Técnicas de Vehículos. Es decir, hay que olvidarse de versiones para competición o para usos especiales.

 

Cuando hablamos de escape podemos referirnos a la "cola", silencioso, catalizador (en su caso) o colectores, pero todas ellas por separado o en conjunto deben estar homologados para nuestra motocicleta. Esto supone que el fabricante ha cumplido con las normas teniendo en cuenta las características propias del modelo en cuestión, lo que favorecerá no sólo el tema regulatorio evitándonos problemas, sino también al rendimiento de nuestra máquina. Además propiciará que todo el sistema de escape encaje a la perfección en la máquina y su instalación será más sencilla.

 

El escape por el que nos decidamos, hay muchas marcas en el mercado, ha de contar con la homologación para nuestra moto, pero además ha de estar homologado para nuestro país o, en el caso de la Comunidad Europea, para toda la Unión tanto en ruidos como en emisiones.

 

El escape ha de traer grabados unos códicgo que indican que está debidamente homologado por alguno de los órganos competentes, y además ha de venir acompañado de la documentación pertinente.

 

Y ahora viene la parte más delicada del asunto y que genera gran controversia:

1.- Teóricamente y según el reglamento, no se considera reforma el hecho de sustituir el escape siempre y cuando esté homologado, por lo que si llevamos a cabo el cambio no tendremos que preocuparnos de pasar la Inspección Técnica hasta que no corresponda a nuestro vehículo.

2.- Se dan casos en los que los agentes de movilidad de turno han recriminado a los conductores el hecho de no llevar en la ficha técnica de la moto reflejado el cambio llegando a multarles por ello. Dicha denuncia es recurrible, y en la mayoría de los casos se gana el recurso, pero de momento te quedas con cara de asombro.

 

 

Lo que en ningún caso es legal, y por lo tanto es sancionable, es retirar el DB-Killer del escape, variar el diámetro de los colectores o anular el catalizador que la moto trae de serie.

 

Para curarnos en salud, y aún sabiendo que no es aconsejable, es aconsejable llevar junto al resto de los papeles de la moto, el documento de homologación que facilita el fabricante para intentar evitar problemas tanto ante los agentes, en caso de que nos paren, como cuando llegue el momento de pasar la ITV. Algo similar a lo que ocurre con el recibo del seguro, que sin ser obligatorio, llevarlo encima te evita problemas.

 

NOTA: Si no la tienes, la mayoría de las marcas de prestigio facilitan copia de la ducumentación de sus escapes, y la hacen llegar a los usuarios a través del correo electrónico.

 
Te recomendamos
 

MOTO OCASIÓN BMW R 1200 GS - 10900 €
PUBLICIDAD

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS