Utilizamos cookies para realizar un análisis de uso y mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, entendemos que usted acepta la política de cookies
Política de cookies +
        |  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

Prueba SYM Symphony ST 125 2015, en symtonía con tu ciudad

30 de Junio de 2015

Prueba SYM Symphony ST 125 2015, en symtonía con tu ciudad

El superventas de SYM en España, recordemos que este modelo está siempre entre los tres modelos de scooter cientoveinticinco más vendidas del mercado, se renueva completamente adoptando las siglas ST. Una renovación que sin embargo no supone perder ni un ápice de sus prestaciones ni un incremento de su precio, por lo que aspira a seguir siendo la más popular y exitosa scooter de rueda alta de la firma taiwanesa en nuestro país.

 

Hace un par de semanas tuvimos la oportunidad de probar la última novedad de SYM gracias a Doctor Moto, el distribuidor Autorizado SYM para la provincia de Las Palmas. Una prueba que nos sirvió para confirmar que los miles de usuarios que se decidieron por esta scooter de rueda alta, no estaban equivocados.

 

La nueva Symphony ST, un modelo diseñado y pensado para el exigente mercado europeo, ofrece una carta de presentación nada desdeñable; nuevo diseño técnico, estético y de equipamiento. Además de un notable incremento de sus prestaciones, reducción de consumos y de emisiones nocivas e importantes mejoras en seguridad y ergonomía.

 

Los ingenieros de SYM han partido de una hoja en blanco para diseñar la nueva Symphony ST. De hecho no llega a compartir ninguna pieza con los otros modelos de la marca, excepto las llantas de 16 pulgadas. Tanto por dentro, pero sobre todo por fuera, las mejoras son evidentes. En especial por la adopción de una carrocería con diseño más moderno y elegante, al gusto europeo.

 

Otra evidencia de la nueva ST es salto hacia adelante que ha dado en cuanto a acabado y refinamiento de las terminaciones, aunque manteniendo la filosofía de la marca de mantener unos costes competitivos. Ahora los ajustes de las piezas están a la altura de los competidores y el equipamiento es más digno de una superventas.

 

Por menos de 2.500 euros, la ST cuenta con detalles de calidad como una guantera delantera con llave en la que permite ir cargando un smartphone de grandes dimensiones mientras se circula. Gracias al generoso espacio con el que cuenta en el asiento permite meter un casco integral y alberga el interruptor cortacorrienets amarillo, contando además con un sistema de apertura eléctrico que permite abrir el sillón incluso con el motor encendido.

 

El panel de instrumentos es muy completo en cuanto a información, se manipula fácilmente para obtener diferente información y ofrece una buena lectura en lugares oscuros o de noche. Sin embargo, con el sol habitual de nuestra tierra, la información se ve con dificultad… Si bien nos confirman que la solución no tardará en llegar desde Taiwan, donde los ingenieros de la marca se han comprometido en trabajar para mejorar la visibilidad de la instrumentación durante el día.

 

Estéticamente y comenzando por la parte delantera, apreciamos que el escudo frontal ha sido redimensionado en anchura para ofrecer mayor protección aerodinámica y también amplia capacidad de la guantera. El sillón, de dos alturas, es amplio y cómodo, tanto para el piloto como para el acompañante, que además cuenta con unos generosos asideros.  El espacio para los pies es diáfano, sin túnel central, y dispone de un gancho para colgar bolsas.

 

La parte trasera de la moto se ha aligerado buscando un diseño más acorde a las exigencias del mercado y se le ha dotado de un generoso sistema de iluminación led, así como en los indicadores de dirección, que también utilizan esta tecnología. El trasportín trasero, de aluminio con acabado superior antideslizante, permite sujetar bolsas de grandes dimensiones como las que todos temeos que llevar alguna vez en la moto.

 

Sobre la ST, sobre todo para los que vienen de la versión anterior, descubrimos que el nuevo esquema ergonómico ofrece una clara mejora en la habitabilidad y el confort en marcha. Ahora disponemos de mayores cotas de esoacio para conductor y pasajero, quien goza de amplio asiento y estriberas replegables colocadas. El manillar monta contrapesos en los extremos para reducir la transmisión de vibraciones a las manos del conductor, siempre buscando un mayor confort de marcha.

 

Además, los elementos de seguridad que incorpora la nueva Symphony ST han mejorado con la adopción de discos de freno de mayor diámetro (260 mm delantero y 240 mm trasero) mordidos por nuevas pinzas de doble pistón paralelo para mayor potencia y una mejor dosificación. De hecho su tacto es más suave, pero sobre todo, más preciso. Las suspensiones también han sufrido mejoras importantes para aumentar la estabilidad y el confort: absorben con mayor suavidad las irregularidades del piso, han perdido brusquedad haciendo el vehículo más cómodo.

 

La nueva SYM Symphony 125 ST equipa motor de última generación diseñado expresamente para este modelo. Se trata de un carrera larga (52,4 X 57,8 = 124,6cc) con la finalidad de obtener mejor respuesta a bajo régimen y desenvolverse con mayor soltura en el tráfico urbano. Según la marca, sus aceleraciones son notables y la recuperación a medio régimen es más rápida; algo que resultará muy eficaz para aprovechar los espacios que libera la densidad de vehículos en la ciudad. En cuanto al consumo, en nuestra prueba no superamos los 2,5 l/100 kms, lo que no está nada mal para tratarse de un motor refrigerado por turbina de aire forzado y estar alimentado por carburador.

 

Ya en marcha, se percibe que el carácter de su motor, que ha ganado algo más de 1CV para pasar de los 10CV, está orientado hacia un bajo consumo en ciudad y que a su vez permita a los usuarios coger una circunvalación si es necesario. No será el más potente de los 125 de mercado, pero es más que suficiente para poder salir airoso por delante de los coches en los semáforos. Y eso es seguridad activa.

 

Circulando por las calles de Las Palmas de Gran Canaria, la Symphony ST se siente en su salsa. Los exiguos 119 kilos sumados a un chasis con importantes mejoras le otorgan una maniobrabilidad realmente envidiable a la hora de zigzaguear entre el denso tráfico rodado. Su comportamiento es siempre dócil y previsible, sintiendo que la rueda delantera pisa con gran aplomo sobre el asfalto.

 

Las ruedas de 16 pulgadas ofrecen una buena dosis de dinamismo que contribuyen a que se mueva como pez en el agua callejeando por las calles de la urbe, pero también fuera de ella. Porque aunque la ST sea una scooter eminentemente ciudadana, su chasis y motor te permitirán abordar trayectos de mayor envergadura, sin problemas.

 

La Symphony ST es una de la scooters más económicas de su clase, pero no por ello la más básica ni la menos equipada. De hecho ofrece detalles que ya quisieran para sí muchos modelos de renombre… Y es que SYM se caracteriza por ofrecer mucho por poco; como los intervalos de mantenimiento cada 4.000 kms que aliviarán el bolsillo de sus clientes.

 

En definitiva, la Symphony ST que ya está disponible en Doctor Moto, es uno de los modelos más atractivos que el actual mercado de la moto ofrece para el día a día. Una escooter práctica y económica con una relación calidad-precio es difícilmente superable. Y por si todo esto fuera poco, el fabricante otorga directamente una garantía de cinco años sin intermediarios subcontratados. Un claro alarde de confianza basado en la calidad de sus componentes.

 

La ST se ofrece en tres colores: Blanco, negro y el elegante tono bronce que este modelo estrena.

 

Unidad de prueba cedida por Doctor Moto, Concesionario Oficial SYM en Las Palmas

 

PVP SYM Symphony ST 125.- 2.399 euros (Con regalo de casco y cepo)

 

Equipo de pruebas de Canariasenmoto.com

 
Te recomendamos
 

PUBLICIDAD
MOTO OCASIÓN Triumph Tiger Sport 1050 Mod Act - 9990 €

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS