Utilizamos cookies para realizar un análisis de uso y mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, entendemos que usted acepta la política de cookies
Política de cookies +
        |  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

Prueba Honda CRF450L: Off-Road para todos los públicos

07 de Octubre de 2018

Prueba Honda CRF450L: Off-Road para todos los públicos

El pasado fin de semana, gracias a Hatobito Honda Canarias, teníamos la gran oportunidad de asistir a la presentación de la nueva Honda CRF450L en el sur de Inglaterra. Llegábamos el Viernes al Hotel donde disfrutamos de una cena en la que pudimos conversar e intercambiar opiniones con los ingenieros que se han encargado de desarrollar este modelo de la marca nipona.

 

A la mañana siguiente nos desplazábamos al Honda Adventure Centre, situado en el espectacular entorno del Parque Nacional de Exmoor en Somerset, donde tendría lugar la presentación y prueba del modelo. El primer lugar, el equipo de Honda Europa hacía una exposición de las características principales de esta nueva CRF450L y tenía lugar un briefing sobre las actividades que se desarrollarían a lo largo del día bajo la guía de Dave Thorpe, piloto británico cuatro veces campeón del mundo de Motocross.

 

 

Para crear la CRF450L, Honda ha tomado la base de la CRF450R de motocross, a la cual han conseguido adaptar y suavizar algunos aspectos para conseguir una moto a medio camino entre las trail y las enduro.

 

Como se puede observar desde el primer vistazo a la CRF450L, el aspecto es el de una moto completamente Off-Road a excepción de los elementos necesarios para su homologación para circular por carretera como son los intermitentes, retrovisores, luces en este caso tipo LED, velocímetro y claxon. No en vano, comparte el 70% de los componentes con la CRF450R.

 

La CRF es una moto de uso mixto pero con una orientación claramente Off-Road dando lugar a una moto con un excelente rendimiento en tierra pero con unos intervalos de mantenimiento razonables que se estiran hasta los 30.000 km para la primera revisión grande. Para comenzar, Honda ha debido adaptar el motor a la normativa Euro4,  tratando de conseguir una entrega de potencia menos agresiva y más amigable así como reducir las emisiones y el ruido procedente del escape. 

 

 

El motor de la CRF450L es un monocilíndrico de 449 c.c. con una potencia máxima de 25 CV, refrigerado por agua. Se ha aumentado el tamaño del radiador y dispone de ventilador eléctrico necesario para su uso en carretera. Para evitar problemas mecánicos y que el propietario tenga que estar siempre pendiente de la fiabilidad, el motor recibe un nuevo pistón con tres aros con una mayor vida útil y la relación de compresión se ha reducido de 13,5:1 a 12:1. Además se ha conseguido que la potencia sea más usable desde abajo. Se ha añadido una sexta velocidad en la caja de cambios para favorecer su uso en carretera.

 

El chasis es un doble viga de alumnio, ligero y estable similar al utilizado en la CRF450R. El depósito de titanio ha aumentado en capacidad hasta los 7,6 litros. En conjunto, la CRF450L tiene un peso bastante contenido de 131 Kg. En cuanto a la rueda delantera se mantiene en 21” mientras que la trasera se ha reducido a 18”.

 

 

Para ponernos en antecedentes, reconoceré que prácticamente era mi primera experiencia Off-Road a excepción de una pequeña salida de tres horas con una moto de Enduro. Asistimos al Honda Adventure Centre con la idea de un evento para distintos niveles de conducción pero la realidad es que las zonas donde se realizarían los tramos de prueba era la misma para todos los asistentes. Pero una vez allí, había que intentarlo.

 

 

Nos subimos a la CRF450L. 

La primera impresión es que es una moto bastante alta para una persona con mis escasos 173 cm (la altura del sillón se encuentra a 940 mm). Sin embargo, la sensación que percibes nada más subirte es que es una moto ligera y muy manejable. La CRF450L dispone de arranque eléctrico lo que como comentaremos después nos ha resultado muy útil en alguna situación durante nuestra aventura en el Honda Adventure Centre.

 

 

Nos ponemos en marcha. Encaramos un primer tramo de carretera de unos 7km para dirigirnos a la primera zona de prueba en tierra. El comportamiento en carretera es realmente bueno para una moto de estas características. Se puede rodar a las velocidades legales e incluso por encima sin problemas y se agradece mucho la incorporación de la sexta velocidad en la caja de cambios. La posición de conducción es bastante cómoda y te permitirá realizar tramos prolongados por carretera sin suponer un problema. 

 

Cambiamos de ambiente y nos adentramos en el verdadero hábitat natural de esta CRF450L, la tierra. Rodamos por zonas realmente llenas de barro, donde el tacto del gas es fundamental para no irte al suelo. En mi caso, sin experiencia en Off-Road, he agradecido disponer únicamente de 25CV de potencia ya que me ha permitido controlar de forma más adecuada la respuesta del gas pero sin perder contundencia cuando es necesario.

 

 

En zonas de tierra muy rotas, con muchas roderas, el comportamiento de las suspensiones es excelente. La CRF450L monta una horquilla delantera invertida Showa de 49 mm regulable en compresión y precarga así como un monoamortiguador trasero Showa totalmente ajustable con sistema Pro-Link. Las suspensiones delanteras trabajan de manera excepcional al entrar y salir de agujeros en la tierra. La entrega de potencia en bajos y medios es muy utilizable y facilita mucho a la hora de rodar en estos terrenos. Realmente me sorprendí a mí mismo viéndome sortear diversos tramos escarpados con el suelo muy roto, la forma en la que podía entrar en roderas y salir de las mismas levantando la rueda delantera a base de golpes de gas.

 

Tras esta primera zona pasamos a una segunda zona entre árboles donde es necesario ser más fino en la conducción al tener que realizar subidas y giros entre árboles que en ocasiones se encuentran muy juntos y con tierra muy suelta y rota. La CRF450L es muy manejable y permite corregir la trayectoria de forma muy rápida permitiéndote sortear con eficiencia los árboles. Cierto que en alguna subida mi falta de experiencia me llevó a detener la moto en alguna situación un tanto comprometida. En este caso, el arranque eléctrico es una ayuda excepcional permitiendo arrancar la moto de forma cómoda en situaciones delicadas.

 

 

En zonas de caminos de tierra con roderas menos pronunciadas donde pudimos engranar la cuarta velocidad para poder ir más ligeros, la estabilidad de la CRF450L es muy buena y se puede controlar de forma muy sencilla gracias al excelente trabajo de las suspensiones. 

 

Aunque en un primer momento, estaba bastante preocupado por el tipo de terreno a afrontar he de reconocer que a medida que pasaba el tiempo me iba encontrando cada vez más cómodo con la CRF450L y encaraba con mayor soltura los distintos tramos siendo ahí cuando realmente empiezas a disfrutar de la conducción Off-Road. Ahora, volviendo la vista atrás, recuerdo determinadas zonas que pensé que no iba a ser capaz de superar pero siguiendo la trayectoria de otros participantes más experimentados y con la excelente respuesta de la CRF450L pude superarlos.

 

 

Bajo mi punto de vista, con la CRF450L, Honda ha conseguido una moto ideal para aquellos que quieren iniciarse en el mundo Off-Road para disfrutar por caminos pero sin renunciar a tramos más endureros que podrán afrontar con absoluta solvencia. Creo que la reducción de potencia a 25 CV es realmente un acierto para los que se están iniciando, como era mi caso, en el Off-Road ya que evita que ante un golpe de gas la moto se te “desboque” y te permite disponer de un mayor control del gas, aspecto fundamental en la conducción en este tipo de terrenos. También, la excelente respuesta en medios y bajos facilita su uso sin necesidad de tener que llevarla alta de vueltas. 

 

Posiblemente, los especialistas en Enduro echarán de menos una mayor potencia pero precisamente el objetivo de este modelo es atraer a un tipo de público que no son los profesionales del Off-Road. Por otro lado, la decisión de Honda de mantener componentes de alto nivel como las suspensiones y chasis permite que el comportamiento del conjunto en la “zona marrón” sea excelente. Además, esta CRF450L te permitirá rodar de forma cómoda en carretera  e incluso gracias a su buena respuesta en bajos y medios utilizarla para pequeños recorridos por la ciudad. 

 

 

Para concluir, he de agradecer a Hatobito Honda Canarias la oportunidad que me han brindado de poder disfrutar de esta increíble aventura. He de reconocer que, aunque en un primer momento estaba un poco preocupado con el recorrido y los tramos a realizar, la experiencia en el Honda Adventure Centre ha sido realmente satisfactoria y sobre todo muy divertida a partir del momento en que te sueltas y empiezas a coger confianza con la moto. Realmente me ha sorprendido el rendimiento que he podido obtener de la moto en tan poco tiempo para ser un usuario sin ninguna experiencia en este tipo de terrenos. 

 

La CRF450L es una moto que hará las delicias de aquellos usuarios trail que reclaman una moto que les permita afrontar tramos más complicados así como aquellos que quieran iniciarse en el mundo del Enduro con garantías.

 

La Honda CRF450L 2019 estará disponible próximamente en Hatobito Honda Canarias.

Empresas Relacionadas
 

MOTO OCASIÓN Aprilia Dorsoduro 900 - 7990 €
PUBLICIDAD

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS