Utilizamos cookies para realizar un análisis de uso y mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, entendemos que usted acepta la política de cookies
Política de cookies +
        |  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

Probamos las Husqvarna Vitpilen y Svartpilen 401, audacia sueca

01 de Mayo de 2018

Probamos las Husqvarna Vitpilen y Svartpilen 401, audacia sueca

Estábamos desando probar las naked suecas representadas en Canarias por CMR Moto Center y que, con su diseño moderno y minimalista, y un motor potente apto para el A2, han seducido a una gran parte de usuarios y usuarias que se sienten atraídos por con gran personalidad; diseños únicos que les hagan distinguirse de los demás.

 

La limpieza y la simplicidad son dos de las cualidades que distinguen la marca sueca, pionera en la fabricación de motos. Husqvarna Motorcycles presentó hace dos años su audaz apuesta para conquistar el corazón de los aficionados a las motos con alma, sin descuidar el aspecto práctico, la tecnología y las prestaciones. Sus flechas, blanca y negra, de ahí vienen sus nombres Vitpilen y Svartpilen, comparten la misma plataforma y suponen la creación de una categoría de culto a la motocicleta, en esta cilindrada.

 

Tanto la “café racer” blanca, Vitpilen, como la “Scrambler” negra, Svartpilen, destacan por la simplicidad del diseño sueco y la calidad técnica que caracteriza a esta marca. Líneas increíblemente puras -sin excesos innecesarios- utilizando un equipamiento de gran nivel y la más avanzada tecnología con la que ofrecer algo nuevo al mundo del motociclismo.

 

Precio: Husqvarna Svartpilen 6.545 euros y Husqvarna Vitpilen 6545 euros

 

 

Similitudes…

Tanto la Vitpilen 401 como La Svartpilen 401 montan el motor monocilíndrico de 4T de 373,2 cc que ofrece una potencia de 44 CV. Esto permite que este modelo de moto naked sea apto para los motoristas del carnet A2 limitando para motos de hasta 35 KW. Este mismo motor ha sido heredado de ciertos modelos que utiliza la marca austriaca KTM, una vez revisado y adaptado para este modelo. Este moderno y ligero propulsor monta un sistema de alimentación por inyección electrónica, firmado por la marca Bosh, sistema de acelerador electrónico ride-by-wire y embrague antirrebote PASC.

 

Así mismo, comparten chasis, un bastidor multitubular de acero con acabado pintado al polvo. Del equipo de suspensiones en la parte frontal se ocupa una horquilla invertida de la marca WP con barras de 43mm mientras y un recorrido de 142 mm. Detrás equipa un mono amortiguador igualmente de WP el cual es regulable en precarga y un recorrido hasta rueda de 150 mm.

 

Por lo que respecta al sistema de frenos, Husqvarna ha dotado a la Vitpilen 401 de un disco de 320mm con pinza radial de cuatro pistones. En la parte trasera monta un disco de 230mm con pinza de un pistón. Las nuevas Husqvarna “on-road” equipan además un ABS 9M+ de Bosch de doble canal, que es desconectable.

 

 

Diferencias…

La “flecha blanca” Vitpilen destaca por una posición de conducción de corte deportivo -tipo café racer-, con el peso orientado a la parte frontal y tiene una altura del asiento a 835 mm. Con un peso de tan solo 148 Kg se muestra ligera, aspecto que ve potenciado por su diseño. El cuadro de instrumentos está concentrado en una minimalista pantalla LCD circular realiza las funciones de panel de instrumentación y que muestra la información habitual y necesaria. Tanto el faro delantero, como el piloto trasero equipan sistema de iluminación LED.  La Husqvarna Vitpilen 401 monta llantas de 17″ con acabado bronce anodizado y calzadas por un neumático delantero de 110/70-R17 delante y de 150/60 R 17, detrás.

 

La “flecha negra” Svartpilen se presenta con características similares, aunque con un diseño irreverente, audaz y robusto. Igual de compacta y con un diseño cuidado hasta el más mínimo detalle, luce un aspecto exterior más rudo -al estilo scrambler- que persigue mayor funcionalidad y una postura de conducción más relajada, debido a su manillar más alto y recto, con vistas a ampliar el radio de acción de la más aventurera de la gama “on-road” de Husqvarna. La Svartpilen viene equipada con neumáticos esculpidos, una práctica parrilla portaobjetos en la parte superior del depósito y unas protecciones más recias que su hermana café racer, incluyendo una placa cubrecárter y un protector de escape.

 

 

¿Quién afirmó que los suecos eran tímidos?

El acierto de Husqvarna para regresar a las motos de carretera revela el potencial de la marca sueca. Ambas protagonistas son candidatas a premios al diseño. Un conjunto minimalista en el que encajamos a la perfección y en el que nos movemos con una agilidad felina. Callejeando por las calles de Las Palmas de Gran Canaria descubrimos una excitante experiencia de pilotaje, aunque sea dentro de los límites lógicos de la urbe. Las suspensiones ofrecen un comportamiento neutro, bien ajustadas al peso de la moto + piloto.

 

Son motos auténticas, sin concesiones, aunque sin descuidar los aspectos prácticos. El motor empuja desde abajo, no es necesario tirar del embrague para salir catapultados al primer golpe de gas, dentro de las posibilidades de sus afinados 44 CV. La Vitpilen ofrece un pilotaje más exigente, más que nada por la postura de su manillar, bajo y estrecho. La Svartpilen, sin embargo, permite un pilotaje más natural e intuitivo, sobre todo para los que pasamos la veintena y estamos cerca del “síndrome del azulejo”.

 

En ambos casos, el ligero chasis multitubular asegura un comportamiento preciso, capaz de inspirar confianza en todas las condiciones. Los tubos de acero tubular al cromo molibdeno de alta calidad están cortados al láser, soldados por robot e hidro-formados, asegurando una impecable precisión y consistencia. Con una rigidez torsional y una flexión longitudinal cuidadosamente calculadas, ofrece una precisa sensación al piloto. En la “flecha blanca” el peso va más cargado en el tren delantero, lo que intensifica la direccionalidad y agilidad a la hora de abordar las curvas empujando sus preciosos semimanillares. La “flecha negra” recurre al su ancho manillar para no perder el ritmo y para dulcificar la postura a sus mandos.

 

 

El monociclíndrico es, desde luego, un motor que resulta simpático y adictivo. Sube de vueltas con extraordinaria alegría y las vibraciones son casi imperceptibles. La electrónica gobierna su funcionamiento y su potencial es totalmente aprovechable gracias a una caja de cambios de relación corta que te invita a continuados cambios de régimen, extrayendo toda la adrenalina de esta sueca que responde con energía al acelerador. Las gomas, las sport Metzeler M5 de la Vitpilen y las esculpidas Pirelli Scorpion Rally STR de la Svartpilen ofrecen un correcto agarre y cuentan con unas acertadas dimensiones para no restarles agilidad.

 

La seguridad está garantizada con la última generación de frenos ABS de Boch que permiten disfrutar en distintas condiciones de frenado. El embrague anti rebote permite entrar en las curvas a una mayor velocidad sin preocuparte de cuantos hierros tengas que bajar. El sistema maximiza el agarre de la rueda trasera en condiciones de fuerte desaceleración y también evita la inestabilidad o rebotes de la misma al frenar fuerte entrando en curva, resultando en un mayor control y perfecto de las reducciones.

 

Aunque la inesperada lluvia nos impidió comprobarlo a fondo, la autonomía debe superar los 250km gracias a un consumo que rondó en nuestro caso no llegó a los 4 l/100km para una capacidad en el depósito de combustible de 9,8 litros.

 

 

Una tercera opinión

Además de los miembros de nuestro equipo, quisimos contar con la opinión de José Manuel Sebastián, propietario de una Svartpilen 401 de la que se enamoró nada más verla en fotos, cuando la lanzaron a los medios, hace dos años en el Salón EICMA de Milán: “Fue un flechazo”, reconocía. “Creo que he sido el primero en Canarias que se ha decidido por este modelo. Una moto que me encanta. Dulce y alegre, un poco como yo. Con una agilidad que deslumbra y un motor juguetón que, para carreteras como las que tenemos en Canarias, se muestra sobrado”, afirmaba mientras nos mostraba algunos detalles, como los espejos, que ha sustituido por otros que encajaban más con su “flecha negra”.

 

José Manuel es un enamorado de las motos con encanto. Su corazón lo comparte actualmente con una Royal Enfield y por sus manos han pasado desde una Guzzi 1000 a una Yamaha Diversión y algunas Vespas. No es amante de las altas velocidades, prefiere más tramos donde disfrutar “a ritmo”. “La Husqvarna Svartpilen va de lujo por carreteras retorcidas”, dice. “Es muy ratonera y ese tacto inequívoco de los motores monociclíndricos, me encanta”.

 

Orlando Desing ha sido el encargado de darle el toque Husqvarna al casco que José Manuel luce con orgullo a juego con su Svartpilen: “Quería algo especial para el Shark y confié en Orlando por su excelente trabajo. Han sido toques sutiles que han conseguido una simbiosis perfecta con mi moto”, afirmaba, mientras nos confesaba que en CMR Moto Center “todo han sido facilidades. Me han tratado como si me conocieran de toda la vida. No consiguen sólo clientes; hacen amigos”, terminaba.

 

 

Objetivos de la nueva gama “Real Street” de Husqvarna

Reconocidas y premiadas mundialmente por su avanzado y exclusivo diseño, las nuevas “on-road” de Husqvarna Motorcycles se erigen en excelentes propuesta como puerta de entrada al mundo de las dos ruedas para un gran número de usuarios. Su aspecto fresco, simple y desenfadado, encandilará a la nueva generación de motoristas que llegan al mundo de las dos ruedas seducidos por una estética desafiante.

 

Unidades de prueba cedidas por CMR Moto Center, concesionario oficial Husqvarna en Canarias

 

Prueba realizada por el equipo de Canariasenmoto.com

Empresas Relacionadas
 

MOTO OCASIÓN Yamaha MT-01 - 4990 €
PUBLICIDAD

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS