|  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

Así se fraguó el nacimiento de la Baja Canarias Mauritania

31 de Julio de 2020

Así se fraguó el nacimiento de la Baja Canarias Mauritania

Un relato de Feli Santana con fotos de Marcelino Ortega

 

Pocas cosas nos entusiasmaban más en nuestras vidas que los grandes retos. Cuando alguien irrumpía en nuestras vidas con algún proyecto interesante, nos agitábamos para conseguir la posibilidad de los objetivos. Y marcando el primer decenio de la vida activa del Moto club Las Palmas Roque Nublo, en cuanto a competiciones, llegó la era del lanzamiento al exterior. En ello se nos sigue yendo los últimos veinte años de nuestra existencia. A partir del año 2000, se abrió la veda de los proyectos Internacionales

 

En las memorias que hemos querido reproducir de nuestro paso activo por el motociclismo de Canarias, la de seguir descubriendo, los rincones del mundo y nuestras islas a través de los ojos del viajero aventurero es la que más nos apasionado, si bien hemos llevado las competiciones a todas las islas, la de escaparnos a otros continentes nos seducía irresistiblemente. Esta vez nos damos un segundo salto Internacional organizando eventos. Tras los campeonatos de Enduro, Todo Terrenos, Rallye de Tierra y las Bajas Fuerte aventura, llegaba la I Baja Gran Canaria - Mauritania

 

Conocimos a Tyerri Filipart de Foy, un canario - francés, que hacía negocios comerciales con Mauritania. Llevaba unos años en este país y conocía bastante bien su geografía y costumbres. En una reunión con algunos amigos, nos propuso organizar una aventura por Mauritania, en pleno desierto. Y fue ahí donde el reto encendió la chispa e iniciamos el trámite. Buscamos la infraestructura: Hoteles, coches, transporte, tiendas de campaña, cocineros, gasolina, mecánicos, billetes de avión, contenedor, etc.

 

Diez motos, 3 Toyota Hilux, 5 negros para montar y desmontar las tiendas, un cocinero, un botiquín, un médico amigo, una enfermera amiga y mucha improvisación, en la primera incursión medimos las consecuencias y las necesidades para el futuro y ¡vaya si hubo futuro! Tres ediciones dignas de contar, en detalles.

 

Llegar al tercer país más pobre de la tierra, buscando emociones y curiosidades es darte de frente con una realidad que choca. Una población pobre culturalmente, mísera socialmente, con una lucha diaria por la supervivencia. La ciudad de Nuadibú y sus alrededores, fue el primer impacto con la realidad. Tan solo una noche en protocolo oficial en la embajada española y escapar al interior del desierto buscando la otra cara de la belleza hostil y paisajística.

 

 

Y ahí sentimos la grandeza brutal de un terreno tan desconocido y plano, donde las referencias, se llaman sol y estrellas, norte y sur, mar y cordillera, oasis y pueblo mísero.

 

La inmensidad del desierto es tan brutal que acojona, nos hace sentir hormigas, granos de arena flotando en ese mar dorado con el que juega el viento y cambia sus formas, dormir bajo las estrellas es simplemente ser una luz más que adornan la bóveda celeste y sentir esa sensación es impresionante.

 

Compartiremos anécdotas y poesía. Un pueblo antiguo lleno de pinturas rupestres del paleolítico, niños que corren detrás de las motos, regalando gritos y risas. Pastores y turbantes, pero también de una vasta inmensidad de arena, de verte atrapado en un mar de dunas ardientes, de los cientos de kilómetros de playa para rodar “a lo loco”. Todo tan brutal y primario, que quedamos entusiasmados en volver hacer “la cabra del desierto que salta dunas sin medir el riesgo”.

 

 

Nacimiento de la Gallina del desierto

 

En la I Baja Canarias Mauritania, después de las tres primeras etapas de recorrido y habiendo llegado a Chinguetti, una maravilla de la naturaleza adversa del desierto, ciudad, semisepultada por el avance del mar de dunas. Después de la cena nos planificamos la charla de la siguiente jornada, en la que había que tomar decisiones no al gusto de todos. En la reunión se formaron dos bandos con muchas incertidumbres y caras largas de algunos, ante la decisión de afrontar una etapa realmente dura con 700 km para poder alcanzar el objetivo final en tiempo. 

 

Había cierta tensión en el ambiente por algunos cansancios y cortos entendimientos y en un momento dado nuestro amigo Nacho tuvo la feliz idea de empezar a cacarear como las gallinas... se le empezaron a sumar en coro de gallinero, el bando de los que estaban de acuerdo con hacer esa etapa y continuar con el proyecto. Y aquello nos rememoró y nos picó el orgullo, tanto, como que, a partir de ese momento, nadie que oyera cantar la gallina, se rajaba... sinceramente después de aquello, la gallina se empezó a hacer famosa en las reuniones y salidas moteras cuando la gente no se comportaba o simplemente como mofa cariñosa a los colegas que de alguna manera no cumplían. De hecho, ha sido así, ya nadie concibe la gallina, sin el aguijón a la moral y al buen rollo motero de tirar en horas bajas y tragar lo negativo. Además, y por supuesto la sana guasa en las tabernas.

 

De esta historia nació nuestra “gallina tuareg” o la gallina del desierto que forma parte de todas las aventuras en moto que montamos en cualquier parte del planeta.

 

En las próximas memorias detallamos las dos siguientes ediciones, algunas experiencias para olvidar y la triste realidad de una retirada a tiempo de los mares de dunas y de la bastedad del desierto más grande del mundo, un país enorme, pobre socialmente y rico mineralmente. Los cementerios de barcos que se acercan a sus costas son el imán de un encantamiento nefasto, un pantano arenoso que atrapa al confiado.

 

Aunque de aquellas maravillosas experiencias, hemos sacado la mejor lectura de la vida, sirvió para el despegue Internacional definitivo de nuestras limitaciones, de mirar al mundo desde moto turismo viajero, como la mejor combinación de amor por las motos y el conocimiento del mundo. Un placer inolvidable.

 

Más relatos de Feli Santana en rinconviejasglorias.blogspot.com

Galería de fotos27 fotos

 
Te recomendamos
 

PUBLICIDAD
MOTO OCASIÓN Benelli TRK 502 X - 5115 €

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS