Utilizamos cookies para realizar un análisis de uso y mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, entendemos que usted acepta la política de cookies
Política de cookies +
        |  Suscribirse  |   Acceder   |   Contactar

A prueba, todo el poder de los diapasones la I Yamaha Rider Experience

25 de Agosto de 2019

A prueba, todo el poder de los diapasones la I Yamaha Rider Experience

El sábado 29 de junio organizamos con Yamaha Flick Moto y 11 afortunados lectores de Canariasenmoto, la primera edición de la Yamaha Rider Experience, una jornada en la que varios usuarios de motos pudieron vivir en carne propia la experiencia de ser probadores de los nuevos modelos de la firma de los diapasones, acompañados por el equipo de Canariasenmoto.

 

El éxito de la iniciativa estuvo marcado desde su puesta en marcha por las 150 solicitudes que tuvimos en tan sólo 48 horas de anunciarlo en nuestra web y redes sociales. Con tal número de solicitudes y “sólo” 11 motos disponibles para la experiencia, lo complicado fue elegir a los afortunados “probadores”. Una elección que, además contó con la dificultad añadida para el equipo de Yamaha Flick Moto, de tener que hacerla “a ciegas” ya que el concesionario tenía todos los datos de los solicitantes, excepto los relativos a nombre, sexo y contacto.

 

Dentro de las opciones que Yamaha Flick Moto puso a disposición del “probadores” con carnet “A” (sin restricción alguna), fueron la Niken, la Tracer 900 GT y la MT-10. Tres modelos con sólidos argumentos para disfrutar de todo el poder de la marca de los diapasones, turnándose sobre ellas en los distintos tramos del variado recorrido por la isla de Gran Canaria. 

 

La MT-10, movida por un motor crossplane de 998 cc, retocado para dar todavía más potencia en medios y bajos; y que cuenta con un chasis Deltabox realmente ligero y con una distancia entre ejes muy corta que además proporciona una postura de conducción muy natural. 160 CV de potencia máxima que se combina con una agilidad y un control sorprendentes. Los 115CV de la Niken van acompañados por un diseño atrevido y futurista. Su presencia es realmente imponente. Su motor tricilíndrico de 847 cc con contundente par y el chasis híbrido ultraligero garantizan un rendimiento deportivo además de comodidad para trayectos largos. La Tracer 900 GT es una moto que ha revolucionado el mundo del motociclismo y se ha convertido al instante en un modelo superventas. Sus 115CV ofrecen a cada motociclista la posibilidad de disfrutar de un rendimiento deportivo emocionante junto con comodidad en los trayectos largos. Posiblemente la SportTouring más emocionante, versátil y competente de la historia de Yamaha.

 

 

José Antonio Arbelo Martin fue el primero en probar la Niken: “Estaba emocionado desde la hora del desayuno”, confesaba este experimentado rider de 53 años y propietario de una ZX6R del 2007. Arbelo viene de una familia de tradición motera y suele recorrer al año en torno a 3.000 km sobre dos ruedas. De la moto, destacó “el aplomo que tiene el tren delantero, sin olvidar la potencia y el par en bajos, que es realmente bestial”. Lo que menos le gustó, sin embargo, “la altura del asiento, y no tanto por su distancia al suelo, sino “por lo ancho que es y te obliga a abrir mucho el arco de las piernas, lo que le resta confianza en parado”.

 

Miguel Echedey Romero fue el siguiente en ponerse a los mandos de la tres ruedas de Yamaha Flick Moto: “Lo que más destacaría seria su frenada. Sobre todo el aplomo del tren delantero en las detenciones. Además, su motor te permite tener una respuesta muy rápida y fiable para moverla y salir como una moto de dos ruedas. También me ha gustado el confort del sillón para grandes trayectos”, afirmaba tras probar la Niken en compañía de otra probadora, Aruma Santana (24 años) pareja del propio Miguel Echedey (31 años). Ambos comparten la misma GSX-R600 y no paran de salir siempre que pueden, alternándose a los mandos de la moto. A ella le emociona poder disfrutar su pasión en pareja y no desaprovecha la oportunidad de conocer gente nueva prácticamente todos los días que sale con la moto. A él le emociona como fluye la adrenalina cada vez que sube en moto. “Es una moto ideal para una pareja”, afirmaban ambos. “A posar de los 260 kilos, se mueve con gran facilidad en zonas incluso de horquillas… Lástima que las estriberas nos anunciaran con demasiada facilidad que la diversión tiene un límite”, bromeaba Miguel. A Aruma, desde el asiento del pasajero le encantó “la estabilidad y el aplomo” y criticó “la incomodidad del mullido del asiento del pasajero”. Una moto, según ella, ideal para pilotos de gran talla.

 

 

José Jerónimo Galindo Vega comenzó la jornada a los mandos de la Tracer 900 GT. José, de 41 años y aventurero de convicción, quería probar la Yamaha la Tracer 900 GT para comprobar si las sensaciones a sus mandos se podían comparar con su actual 1050Adventure, con la que cada año se lanza a 6.000 kilómetros de aventuras por Canarias: “Me ha encantado la agilidad durante la conducción. El chasis permite sacar todo el jugo de un motor rotundo y poderoso desde muy abajo. La relación de cambios está muy bien conseguida, lo que permite extraer hasta el último caballo en la zona óptima” subrayaba José. “Algunos acabados estéticos en las ópticas traseras, sin embargo, no están a la altura del resto de la moto”, admitía, a modo de crítica. 

 

Miguel Echedey y Aruma Santana también se subían, como piloto y pasajero, respectivamente, en la Tracer 900 GT. “Esta GT sí es cómoda para el pasajero”, destacaba Aruma. “Además el motor empuja de forma increíble”, admitía, coincidiendo con su piloto y pareja “la Tracer 900 GT es una verdadera gozada de moto a la hora de hacer kilómetros. Su motor te permite divertirte como si fuera una naked. Su gran frenada delantera te da seguridad a la hora de forzarla en curvas. Es como llevar una sport pero con el confort de una trail. Es un modelo a tener en cuenta a la hora de comprar una moto”, reconocía, realmente entusiasmado con una prueba de la que sólo destacaría en el “debe” la ausencia de un quickshifter de doble acción “que no te obligue a tener que utilizar la maneta del embrague”.

 

 

Debido a un inesperado contratiempo en la selección de los candidatos, a los mandos de la Yamaha MT-10 sólo se puso José Jerónimo Galindo Vega, quien destacó la exuberancia de un motor repleto de potencia y par, a lo largo de todo el espectro de revoluciones. “Una moto con sensaciones de deportiva pero que se conduce con extraordinaria facilidad. Las suspensiones son una pasada, a la altura de motos de otro segmento del mercado”, rubricaba, sorprendido por las sensaciones que ofrece una naked; un tipo de moto que a priori parece más exigente. En el aspecto negativo, José Jerónimo destacó la dificultad para encontrar la palanca que permite bajar el caballete lateral… Obviamente, por falta de práctica.

 

Tras una jornada en la que además de probar tres de las muchas opciones full-power que Yamaha Flick Moto tiene disponibles para los usuarios del carnet A, en la que además pudieron lucirse en las tres sesiones de fotos que nuestro equipo de reporteros les tenía preparados, los protagonistas confesaron haber disfrutado de una experiencia inolvidable gracias a Canariasenmoto y Yamaha Flick Moto: “Que una empresa te permita probar de esta manera sus productos es signo inequívoco de confianza”, decían algunos de los auténticos protagonistas de la experiencia. “A veces nos dejamos llevar por la estética, sin saber si la moto de nuestros sueños, y a veces el desembolso de nuestra vida, encaja con nuestras condiciones físicas o gustos a la hora de pilotar. Participar en una experiencia como esta es determinante antes de decidirte por la compra de la moto. Lástima que una jornada completa se hiciera corta”, reconocía otro de los entusiasmados probadores por un día. 

 

 

“El trabajo que hace el equipo de Canariasenmoto es merecedor de nuestro aplauso. Ahora sabemos el trabajo que hay detrás de cada foto o de cada opinión sobre el modelo que estamos interesados”, admitía otra de las probadoras que remataba con su deseo de que otras marcas “compartan iniciativas similares con los posibles clientes”. “La prueba del algodón para una marca que confía en sus productos” o “Una experiencia inmejorable”, fueron otros de los calificativos de “una experiencia para repetir”, que fue, sin duda alguna, el comentario más repetido, justo antes de despedirnos y de agradecerles su colaboración, tanto a ellos como a Yamaha Flick Moto.

Empresas Relacionadas

Galería de fotos40 fotos

 
Te recomendamos
 

MOTO OCASIÓN BMW R 1200 GS Urban Nine T - 10500 €

Canariasenmoto.com - El portal de la moto en Canarias - Aviso Legal - info@canariasenmoto.com - Mapa Web - Mapa Web Completo - Accesorios - RSS